Tener bien en claro los gastos fijos, las deudas que tenemos y cuánto dinero ingresa, nos permite llevar una vida económicamente tranquila y sin sobresaltos. La cocina representa unos de los mayores gastos que hacemos cada día. Nuestro cuerpo necesita ingerir alimentos diariamente. Si a esto le sumamos que hay alimentos que nos benefician más que otros, debemos ser muy hábiles para combinar los alimentos que nos ayudan a sentirnos bien y también ahorrar en la cocina. 

Las preparaciones culinarias que hacemos para nuestra mesa tienen distintas etapas. En cada una de ellas podemos actuar con cautela, para cuidar nuestro bolsillo

 

Las diferentes etapas son:

  • Compras

  • Almacenaje

  • Preparación

  • Conservación

 

Tips para ahorrar en la cocina

anotar en una libreta lo necesario para ahorrar en la cocina

En las Compras

  • Confeccionar un menú semanal equilibrado. Un menú equilibrado es aquel que incluye:
    • 5 raciones diarias entre frutas y verduras
    • 2 a 4 raciones de legumbres
    • 3 o 4 raciones repartidas entre pescado, carne y pollo
  • Preparar una lista que contenga los ingredientes de todas las comidas planificadas para la semana.  Al ir al supermercado limítate a esa lista. Podés darte 1 o 2 permitidos, que no estén incluidos en la lista y que te atraigan mucho.
  • Los cortes de carne sin hueso rinden más porciones.
  • No agregues a tu changuito aquellas ofertas que no te sean necesarias. 
  • Elegir productos de temporada porque son frescos y tienen buen precio.
  • Los alimentos genéricos son en general más económicos que los de las grandes marcas y de muy buena calidad.

 

almacenamiento en el mueble de la cocina para ahorrar en cada espacio de la cocina

En el Almacenaje

  • Guardar la mercadería comprada controlando las fechas de vencimiento. Para acomodar colocar las de fechas más cercanas adelante.
  • Frezar aquellos productos frescos que lo permitan. El freezer tiene muchos secretos que optimizan su uso por lo que se merece un artículo aparte.
  • Si abrís un envase, y no utilizas todo su contenido, es necesario cuidar ese resto para que no se eche a perder y no pierda sus propiedades. Por ejemplo:
    • El paquete de harina abierto guardarlo en un recipiente hermético con una hoja de laurel.  El laurel evita la formación de gorgojos.
    • Los restos contenidos en una lata los tenés que traspasar a otro recipiente porque la lata se oxida rápidamente. 

 

hacer pan casero para ahorrar en la cocina

En la Preparación

  • Volver a disfrutar de las preparaciones caseras. La panadería, las pastas, las mermeladas y las conservas, son manjares que nuestras abuelas preparaban habitualmente. Con el pasar del tiempo, la industria gastronómica fue ganando espacios, y estas preparaciones ganaron lugares preferenciales en las góndolas de los supermercados. Hoy, por costo, calidad y sabor, se está retornando a las raíces y las recetas de las abuelas invaden nuestras cocinas.

 

  • Si deseas preparar una receta que incluye un ingrediente que está muy caro, animate a reemplazarlo por otro similar que sea de tu agrado. Por ejemplo si la receta incluye crema podés reemplazarla por queso blanco. Es más económico y también más sano.

En la Conservación

  • El éxito de la conservación de los alimentos depende en gran medida de elegir el recipiente correcto. El ingreso de aire, al recipiente, acelera la oxidación del alimento preparado.

 

una tarta con restos de comida soluciona una comida del día, así ahorrar en la cocina

Reciclaje de alimentos

Un último punto, y no por ello menos importante es el reciclaje de aquellos alimentos que ya no puedes utilizar.  Por ejemplo:

  • Con el pan de días anteriores podés preparar budín de pan, tostadas o pan rallado entre otras opciones.
  • Los restos de verduras crudas o cocidas son ideales para preparar rellenos, timbales, budines o croquetas.
  • Las frutas maduras son ideales para preparar postres o licuados.

 

Si de a poco vas implementando cada uno de éstos tips comprobarás el rendimiento económico que te aportan. Al ahorrar en la cocina pensando en las compras, almacenaje, preparación y conservación, no compramos mercadería demás ni tampoco desechamos alimentos.

 

También te puede interesar

2 comentarios

  • Ángeles 14 marzo, 2018  

    Hace un año y medio q me jubilé y no puedo dejar de estar relacionada con la informática recibimos del GCBA tablet y estoy esperando me convoquen para el curso , siempre hay novedades así estoy actualizada, al no tener pc la tablet me hace sentir comoda y ver mejor
    y digo nos pues vivo con mi hermana q se jubiló también y con una tablet las dos nos divertimos
    y curioseamos Noticias

    • Mayores Conectados 16 marzo, 2018  

      Hola Ángeles, que lindo lo que nos contás! no dudes en llamar al 147 para averiguar por el curso (si es que se demoran… como se decía, “el que no llora…”). Que bueno que vos y tu hermana sepan disfrutar de la tecnología. saludos!

A %d blogueros les gusta esto: