mujer adulta arreglándose frente a un espejo pequeño

Cuidemos nuestra piel y luzcamos radiantes

Si quieres saber por qué debemos cuidar nuestra piel y que pasos debemos seguir para que nos veamos radiantes, aquí te lo contamos.

 

Para que luzca el maquillaje es fundamental tener un buen cuidado de la piel en el rostro. Es necesario saber identificar qué piel tengo para saber que cremas necesito. Tengamos en cuenta que el maquillaje no es un producto estético, sino cosmético. Para tener una buena estética en la piel del rostro debemos tener en cuenta los cuidados previos al maquillaje.

 

Identificar el tipo de piel

Una manera práctica de notar el tipo de piel que tenemos es mirar su aspecto y cómo se siente.

  • La piel seca o con falta de hidratación es caracterizado por tirantez, las líneas de expresión se marcan con facilidad, y en ocasiones se enrojecen por la misma resequedad.
  • Mientras la piel grasa tiene aspecto contrario, se ve brillosa y se es notable la presencia de un aceite generado por la misma piel. La zona en la que más notamos este aspecto en la llamada “zona T”, que refiere a frente, nariz y mentón.
  • También existe la piel con características mixta, es una combinación de las dos anteriores. La piel mixta suele tener un aspecto seco alrededor de ojos, nariz y boca. Y graso en la zona T.

 

Como cuidar mi piel adulta

En esta etapa en particular de la vida debemos prestar atención permanente al cuidado de la piel, sobre todo la del rostro. Ya que es con la que causamos nuestra primer impresión. Lo primero a tener en cuenta es la limpieza, luego el tónico y por último la hidratación. Con estos tres pasos en la mañana y en la noche, nuestro rostro quedará protegido.

 

Durante el día debemos tener la precaución de utilizar un protector solar, muchas cremas hidratantes ya contienen un factor de protección. Son recomendables de utilizar porque ya estaría incluido en el último paso de limpieza. Mientras que en la hidratación de la noche podemos incluir una crema antienvejecimiento. Que nos ayudará a disminuir lineas de expresión. Podría ser una crema con colágeno, ya que es muy necesario para mantener la piel firme.

 

Cuidemos toda nuestra piel

Correcta hidratación de la piel

  • Beber al menos 2,5 litros de agua al día.
  • Incrementar ingesta de frutas y verduras.
  • Ducharse con agua templada y utilizar un jabón suave.
  • Luego de la ducha es recomendable utilizar una crema hidratante y en lo posible evitar los talcos.

 

Protégete del sol

Si bien la exposición al sol es positiva para absorber vitamina D entre otras cosas, a la hora de cuidar la piel debemos tener en cuenta que no sea por espacios de tiempo muy prolongados.

 

El efecto nocivo de la radiación ultravioleta procedente del sol es acumulativa. La exposición al sol y al calor favorece la deshidratación. Por este motivo es recomendable que limitemos la exposición al sol, utilizar protectores de alta calidad, caminar por la sombra mientras sea posible, usar sombrero de ala ancha al caminar.

 

Por último te aconsejamos que revises periódicamente el estado de la piel, como la aparición de manchas o lunares, y el aspecto de estos. Observando su textura, color y tamaño. Si notas algo diferente o simplemente tienes dudas, consulta con un dermatólogo.

 

También te puede interesar

¿Te gustaría hacer algún comentario?

A %d blogueros les gusta esto: