La piel es uno de los puntos más visibles por los que se nota nuestra edad. No es una cuestión de coquetería, sino de cuidados para tu piel madura, y así mantenerte joven y saludable. Entre los cincuenta y sesenta años, en algunos casos antes, nuestro cuerpo comienza a notar una serie de cambios que son naturales.

 

Sobre todo en las mujeres, la llegada de la menopausia provoca cambios a nivel hormonal que repercute, por ejemplo en la piel. Se vuelve más delgada y frágil, por lo que hará falta un cuidado especial para fortalecerla. Las hormonas, estrógeno y progesterona, disminuyen a casi la mitad de lo que el organismo producía algunos años atrás. Estas hormonas son las responsables de mantener la masa ósea, el tono muscular y la piel.

 

Cambios que modifican nuestra piel

La disminución de estrógeno favorece a que la piel se haga más fina y se deshidrate. La deficiencia hormonal genera que la piel se reseque. Estos factores favorecen la aparición de las primeras arrugas. Sobre todo en el rostro, encima del labio superior, en el cuello y en las manos.

 

En distintas partes del cuerpo se comienzan a notar los vasos sanguíneos, ya que la piel se vuelve más traslúcida. También aparecen manchas más oscuras, y el tono de la piel se ve irregular.

 

Cómo cuidar la piel

Como primer paso debemos hidratar la piel. No se trata de cuántas veces por día lo hagamos, sino de la crema humectante que utilicemos. Elegir una crema humectante que contenga vitamina A, de humectación extrema. Consumir alimentos ricos en esta vitamina, como las frutas, también será de gran ayuda.

 

Las mascarillas faciales hidratantes son muy recomendables. Todos los productos que se utilicen, desmaquillante, tónico, limpiador facial, es recomendable elegir los que son en crema para que además de la función específica que tengan, hidraten la piel.

 

La hidratación se debe extender por todo el cuerpo, pero hay zonas como los labios, las manos, los codos o las rodillas, que se resecan más. Las cremas que utilicemos para estas zonas especiales son las que contienen lactato de amonio, lanolina, ácido hialurónico y urea.

 

El agua favorece nuestra piel

Uno de los principales consejos que nos dan los médicos es tomar mucha agua, un mínimo de dos litros diarios, o su equivalente, ocho vasos. Es notable, la diferencia favorable en la piel si cumplimos este simple paso todos los días.

 

¿Te gustan las aplicaciones de celular?, en esta nota recomendamos una para que recuerdes hidratarte: Olvidas tomar agua una app para recordarlo

También te puede servir esta nota: 7 frutas hidratantes ideales para el verano

 

Cuidados durante la higiene

Para el baño diario usar jabones con PH neutro. Si es cremoso, mejor. Y al concluir el baño hidratar todo el cuerpo con una crema hidratante.

 

Cuidados del sol

Protegernos del sol es indispensable, por lo que debemos utilizar un buen filtro solar, mínimo factor 30. (Un dermatólogo nos dará mejores precisiones). Proteger las zonas que son expuestas a la luz solar en todo momento. Aunque el día esté nublado.

 

Enterate más sobre el sol y la vitamina D en este artículo: 3 artículos del Dr. Mercola sobre el sol y la vitamina D

 

Principios activos que hidratan la piel

Una buena loción hidratante debe incluir principios activos con las siguientes  propiedades:

  • Higroscópicos – humectantes, son los que atraen la humedad de afuera hacia adentro, para humectar hasta la epidermis. Algunos elementos son la glicerina, el lactato de amonio, la urea, el propilenglicol y el ácido hialurónico.

 

  • Ingredientes oclusivos, son los que retrasan la evaporación y la pérdida de humedad. Entre éstos están los aceites vegetales o minerales, las ceras , la lanolina y los petrolatos.

 

  • Emolientes, que combinan su eficacia con una buena apariencia cosmética. Proporcionan suavidad a la piel, entre estos componentes están el aceite de jojoba y la dimeticona.

 

Es recomendable aprender los beneficios y las contraindicaciones de los componentes que no son naturales, compartimos dos notas que hablan sobre los petrolatos y la dimeticona, para que busques lo más adecuado y beneficioso para la salud de tu piel.

Sobre la dimeticona: Silicona en los cosméticos

Sobre los petrolatos: ¿Hace mal el petrolatum?

Es muy importante tener en cuenta estos ingredientes al momento de adquirir una crema hidratante para nosotros.

 

Protege tu piel teniendo en cuenta los cuidados para tu piel madura, no solo para que luzca mejor sino para verte y sentirte saludable.

 Es importante dejar en claro que este artículo es solo orientativo, nunca puede reemplazar la consulta con un médico.

También te puede interesar

A %d blogueros les gusta esto: