Mascotas, el acompañamiento ideal del adulto mayor

La tercera edad muchas veces viene acompañada de la soledad; los pensionados nos quedamos en casa, lejos del trabajo y los compañeros y muchas veces nuestros hijos viven lejos de nosotros, por lo que los días son largos y solitarios, sin tener con quién hablar o a quien darle todo el amor que tenemos dentro.

 

Las mascotas son una excelente opción para un adulto mayor solitario, pues nos ofrecen protección y apoyo emocional, así como una compañía invaluable, que pueden favorecer la actividad física y deportiva, de gran ayuda para prevenir enfermedades.

 

A pesar de los beneficios que las mascotas brindan a los mayores, muchos de ellos tienen que superar obstáculos para poder adoptar, especialmente quienes viven en casas de retiro o con sus hijos, lugares donde pueden tener prohibida la presencia de mascotas.

 

Grandes beneficios

Diversas investigaciones han recalcado los beneficios de la presencia de mascotas en la vida del adulto mayor; uno de ellos indica que tener a un animal ayuda a las personas que atraviesan por procesos de duelo, situación que se hace más común en la tercera edad, cuando tenemos que darle el último adiós a familiares, amigos y más difícil aún: a la pareja.

 

Otro estudio indica que las personas que disfrutan la compañía de sus mascotas tienen un mejor estado de ánimo, autoestima saludable y una mayor capacidad de resiliencia, pues ayudan a reducir el aislamiento social y los problemas emocionales de sus dueños. 

 

Las enfermedades relacionadas con el envejecimiento, como la artritis, y los problemas financieros pueden provocar que la persona mayor asuma que no puede adoptar una mascota, pues piensan que es muy costoso y difícil. Sin embargo, estas barreras suelen estar en la mentalidad de las personas, pues podemos elegir una mascota pequeña, cuyo cuidado sea más simple y económico; los gatos, por ejemplo, a diferencia de los perros no necesitan ser ejercitados y se asean solos, además pueden ser educados para usar su caja de arena, lo que facilita la higiene.

 

Pelos, plumas, escamas… y mucho amor

Los conejos son mascotas que requieren poco cuidado físico y pueden alimentarse de verduras y hojas verdes, por lo que son bastante económicas de mantener, al igual que los hámster.

 

Los perros pueden ser mascotas más difíciles de cuidar, ya que deben ser paseadas para que liberen toda su energía, sin embargo ayudan a la activación física del adulto mayor, además son muy cariñosos, fieles y pueden hacer sentir protegidos a sus dueños.

 

La mascota más adecuada para ti es la que más te guste, con la que te sientas más cómodo y llene tus días de alegría y amor. Pajaritos, gatos, perros, peces… cualquier mascota será benéfica para tu salud.

 

¿Cuál es tu mascota favorita?

Dejános tu comentario y no olvides suscribirte a nuestro boletín semanal!

También te puede interesar